ir a inicio

Fecha: 03/06/2010 Tipo: Medios de comunicación

ADIC EDITA UN ÁLBUM DE CROMOS QUE REPASA 4.000 AÑOS DE LA HISTORIA DE CANTABRIA

 

  ADIC edita un álbum de cromos para niños que repasa 4.000 años de la historia de Cantabria:

La Asociación para la Defensa de los Intereses de Cantabria (ADIC), con el apoyo de la Consejería de Cultura del Gobierno de Cantabria, ha editado un álbum de cromos dirigido a niños de 6 a 10 años, que repasa 4.000 años de historia de nuestra Comunidad Autónoma.

 

La presentación ha sido realizada por Javier López Marcano, Consejero de Cultura, Bernardo Colsa como Presidente de ADIC, autor y coordinador de la obra y Manuel Bahillo, Director de la Editorial Cantabria Tradicional responsable de los dibujos.

 

El álbum consta de 78 cromos, que resumen trece momentos significativos, desde el neolítico hasta la actualidad.

 

Se han editado mil ejemplares de "Cantabria a través de la historia", que se repartirán el 6 de junio, en los actos del Día Infantil de Cantabria, y el fin de semana del 12 y 13 de junio a los niños que visiten el Museo Marítimo del Cantábrico y el Museo de la Naturaleza de Carrejo.

 

El álbum se estructura en torno a trece etapas históricas, desde la Edad de Hierro a la Cantabria actual, pasando por momentos como las guerras contra los romanos, las diferentes etapas de la Edad Media, el Ducado de Cantabria, el Renacimiento, la primera mitad del siglo XX, la Transición y el proceso autonómico, entre otros.

 

Es un proyecto que pretende acercar la historia de nuestra comunidad al público en edad escolar y, en consecuencia, en pleno proceso de aprendizaje y asimilación de la historia de su entorno más inmediato. En este sentido, este álbum trata de ser una herramienta útil pero también propone, de una manera didáctica y entretenida, concitar el interés por la dimensión histórica de Cantabria y de las gentes que la han habitado desde milenios, los cántabros.

 

Se complementa, además, con textos explicativos e ilustraciones interiores. La publicación se cierra con el epílogo "El futuro queremos seguir construyéndolo día a día". En los dibujos, se han introducido de forma "intencionada" algunos anacronismos para llegar mejor a los niños y "hacerlo más divertido".

 

Así, el Beato de Liébana tiene una lata de Coca Cola en su mesa y los cántabros de la Alta Edad Media cabalgan en caballos de juguete con el símbolo de Ferrari. López Marcano ha destacado "el atractivo" de las ilustraciones, de Daniel Rodríguez, de la editorial Cantabria Tradicional, y ha opinado que este tipo de obras son "idóneas" para acercar a los niños al conocimiento de Cantabria.

 

El consejero ha dicho que esta iniciativa ofrece la oportunidad de conocer mejor "lo que somos", para poder seguir construyendo el futuro.

 

El presidente de ADIC, Bernardo Colsa, ha opinado que "se echaba en falta una Historia de Cantabria para niños a través de un material como éste", que, además permite a los padres "interactuar con sus hijos y explicársela.

 

 

 

 

 

 

 

El Beato de Liébana bebía Coca Cola. (3 junio 2010).

Un álbum de cromos enseña a los niños 4.000 años de historia de Cantabria con «guiños desenfadados»

 

Mientras en una página el Beato de Liébana escribe sus obras saboreando una coca-cola, en otra los visigodos llegan a la región a lomos de un caballo rojo marca Ferrari y un cántabro se enfrenta a los romanos con el tatuaje 'amor de madre' en el brazo. Éstos son algunos de los «guiños desenfadados» del álbum de cromos con el que la Asociación para la Defensa de los Intereses de Cantabria (ADIC) intenta acercar la historia de la región a los niños de entre 6 y 9 años.

 

Las 78 imágenes, preparadas para ser recortadas y pegadas cada una en su lugar, recorren 4.000 años a través de trece épocas históricas, desde la Edad de Hierro hasta el siglo XXI, pasando por la invasión romana, la Guerra de Independencia o los pasos hacia la autonomía.

 

 

 

Del álbum, titulado 'Cantabria a través de la historia', se han editado 1.000 ejemplares, que se repartirán gratuitamente el próximo domingo, 6 de junio, en los actos del Día de Cantabria; y también el fin de semana del 12 y 13 de junio en el Museo Marítimo del Cantábrico y el Museo de la Naturaleza de Carrejo, ambos dependientes de la Consejería de Cultura, Turismo y Deporte, que subvenciona el proyecto a través una de sus órdenes de ayudas.

 

Manuel Bahillo, de la editorial Cantabria Tradicional, explicó que, a pesar de esos «guiños» pensados para que los más pequeños se «diviertan aprendiendo», el álbum destaca por su «rigurosidad histórica y por mostrar detalles fidedignos de cada época». Habrá que preguntar a los asturianos si comparten esa afirmación tras ver la viñeta del año 722, en la que se muestra a los musulmanes protegiéndose de las piedras con paraguas mientras huyen de «la localidad cántabra de Covadonga».

 

El consejero Francisco Javier López Marcano dijo que esta iniciativa ofrece la oportunidad de conocer mejor «lo que somos», para poder seguir construyendo el futuro. «Nos zambullimos en la historia desde hace 4.000 años», comentó Marcano, aunque se podría haber hecho «desde mucho antes», desde hace 14.500 años cuando apareció el primer grupo de pobladores en Altamira.

 

El presidente de ADIC, Bernardo Colsa, aseguró que «se echaba en falta una Historia de Cantabria para niños a través de un material como éste», que, además permite a los padres «interactuar con sus hijos y explicársela».

 

El album, con ilustraciones de Daniel Rodríguez, dedica su última página al presente y futuro de la región. «Somos cántabros y ésta es nuestra historia. El futuro queremos seguir construyéndolo día a día», es la frase con la que se cierra el trabajo. Y un dibujo que fusiona las tradiciones regionales con los avances tecnológicos de los últimos años lo ilustra. Lo que no dice es si el AVE que aparece en el centro de la página viene de Palencia o de Bilbao.


Volver a Principal

+ Comunicados